1. About en Español
Send to a Friend via Email

Your suggestion is on its way!

An email with a link to:

http://musicacristiana.about.com/od/Himnos-Y-Coros/tp/Himnos-Cristianos-De-Adoracion-O-z.htm

was emailed to:

Thanks for sharing About.com with others!

You can opt-out at any time. Please refer to our privacy policy for contact information.

Himnos cristianos de adoración O-Z

Salmos y cánticos espirituales

Por

Selección de seis himnos cristianos de adoración, compuestos por los músicos Felipe de Giardini, William B. Bradbury, John B. Dykes, John J. Husband, Melchior Teschner y J. P. Simmonds.

La letra de los himnos proviene de los siguientes autores: Vicente Mendoza, Fanny Crosby, Reginald Heber, William P. Mackay, Salomón Liscovius y Samuel S. Wesley.

"Oh Padre, Eterno Dios"

Foto © dominio público
El Pastor mexicano, Vicente Mendoza y Polanco (1875-1955), fue el autor de la letra de este himno. El compositor de la tonada "Italian Hymn", con la que se canta este himno, fue el músico Felice de Giardini (1716-1796), de origen italiano.

De su letra...
¡Oh Padre, eterno Dios!
Alzamos nuestra voz con santo ardor,
Por cuanto Tú nos das, tu ayuda sin igual,
Hallando nuestra paz en Ti, Señor.

¡Bendito Salvador!
Te damos con amor el corazón.
Y Tú nos puedes ver que humildes a tu altar,
Venimos a traer, precioso don.

"Santo, Santo, Grande Eterno Dios"

Foto © dominio público
Frances Jane Crosby, conocida en el mundo literario como Fanny Crosby (1820-1915), fue la autora de este himno. Ella fue una poeta y músico estadounidense, invidente; creadora de más de 8,000 himnos.

William Batchelder Bradbury (1816-1868) fue el compositor de este himno. Bradbury fue un músico originario de Estados Unidos, conocido por su amor a los niños, con quienes formaba coros, de hasta 1,000 voces.

Letra
¡Santo, Santo, grande eterno Dios!
Con alegría hoy te alabamos
Rey de reyes, grande Capitán, todopoderoso guerrero
Honor y gloria, luz y dominio, tributaremos todos a ti.

Coro
Santo, santo, eres Tú, Señor,
Dios de las batallas, glorioso.

Alabadle cielos, tierra y mar
Toda su iglesia, sus mensajeros
Alabanzas, cantos de loor, hoy unidos elevaremos
Juez majestuoso y reverendo, fuego y vida eres Señor.

Rey de siglos, sólo eterno Dios
Veraz y justo, incomprensible
Inmortal, autor de todo bien, eres Tú el Anciano de días
Y para siempre entonaremos el canto eterno de redención.

"Santo, Santo, Santo"

Foto © dominio público
El autor del himno "Santo, Santo, Santo" fue el poeta inglés, Reginald Heber (1783-1826). La tonada "Nicaea" con la que se canta este himno, fue compuesta por el músico y escritor de himnos , John Bacckus Dykes (1823-1876), nacido en Inglaterra.

La traducción la llevó a cabo el español Juan Bautista Cabrera, fundador de la Iglesia española Reformada Episcopal.

Letra
¡Santo! ¡Santo! ¡Santo! Señor Omnipotente,
Siempre el labio mío loores te dará;
¡Santo! ¡Santo! ¡Santo! te adoro reverente,
Dios en tres Personas, bendita Trinidad.

¡Santo! ¡Santo! ¡Santo! en numeroso coro,
Santos escogidos te adoran sin cesar,
De alegría llenos y sus coronas de oro
Rinden ante el trono y el cristalino mar.

¡Santo! ¡Santo! ¡Santo! la inmensa muchedumbre,
De ángeles que cumplen tu santa voluntad,
Ante ti se postra bañada de tu lumbre,
Ante ti que has sido, que eres y serás.

¡Santo! ¡Santo! ¡Santo! por más que estés velado,
E imposible sea tu gloria contemplar;
Santo tú eres solo y nada hay a tu lado,
En poder perfecto, pureza y caridad.

¡Santo! ¡Santo! ¡Santo! la gloria de tu nombre,
Vemos en tus obras en cielo, tierra y mar.
¡Santo! ¡Santo! ¡Santo! te adora todo hombre,
Dios en tres Personas, bendita Trinidad.

"Te loamos oh Dios"

El médico escocés William Patton Mackay (1837-1885), fue el autor del himno "Te loamos oh Dios", cuya letra la tradujo, del ingles al español, Henry W Cragin (1885-1947).

El músico John Jenkins Husband (1760-1825), de nacionalidad inglesa, fue quien compuso la tonada "Revive Us Again", con la que se interpreta este himno. John J. Husband fue músico de viola.

Letra
Te loamos, ¡Oh Dios! con unánime voz,
Pues en Cristo tu Hijo nos diste perdón.

Coro:
¡Aleluya Te alabamos, ¡Oh, cuán grande es tu amor!
¡Aleluya! Te adoramos, Bendito Señor.

Te loamos, Jesús, Pues tu trono de luz
Tú dejaste por darnos salud en la cruz.

Te damos loor, Santo Consolador,
Que nos llenas de gozo y santo valor.

Unidos load, a la gran Trinidad,
Que es la fuente de gracia, poder y verdad.

"Tesoro incomparable"

El autor de "Tesoro incomparable" fue Salomón Liscovius (1640-1689), de origen alemán. La letra de este himno fue traducida del alemán al español, por Ángel Fûster.

El compositor de la música fue el pastor, filósofo y músico nacido en Alemania, Melchior Teschner (1584-1635).

Letra
Tesoro incomparable, Jesús amigo fiel
Refugio de los que huyen del adversario cruel:
Sujeta compasivo a Ti mi corazón,
Pues para rescatarme sufriste la pasión.

Cristo, eres para mi alma, mi pan de eternidad,
Del cual yo me alimento en mi necesidad:
En mi flaqueza extrema se cumple tu virtud,
Y en medio de mis males me ofreces la salud.

Dirige a mí tu rostro, Jesús, radiando amor,
Sol puro de justicia, bendito Salvador.
Pues sin Tu gracia santa la vida es un morir;
Gozar de Tu presencia, sólo esto es el vivir.

Jesús, riqueza mía, mi amante Salvador,
En mis flaquezas eres mi fuerte protector.
Mi paz el enemigo no turbará jamás;
Por más que lo intentare no lo permitirás.

Al mundo de falacias no pertenezco ya;
El cielo es mi morada, do mi Señor está.
A donde Cristo habita con ansia quiero ir,
Y en sempiterno gozo con El también vivir.

"Tu pueblo jubiloso"

Foto © dominio publico
No se conoce mucho del autor de este himno, a quien se le identifica como J. P. Simmonds.
La melodía con la que se entona este himno se titula "Aurelia". El compositor de esta tonada, fue el músico organista Samuel Sebastian Wesley (1810-1876). Samuel S. Wesley nació en Inglaterra y fue nieto de Charles Wesley, quien junto a su hermano, John Wesley, fundaron el movimiento metodista, en el siglo XVIII.

Letra
Tu pueblo jubiloso se acerca a ti,
Señor, y con triunfantes voces hoy canta tu loor;
Por todas tus bondades que das en plenitud,
Tu pueblo humildemente te expresa gratitud.

Aunque el humano nunca te pueda aquí palpar,
Tú siempre con los tuyos has prometido estar;
Los cielos te revelan, Rey nuestro y Creador,
Sentimos tu presencia en nuestro ser, Señor.

¡Oh Cristo!, te adoramos, te damos nuestro amor;
¡Oh! llena nuestras vidas de fuerza, fe y valor;
Impártanos tu gracia la vida celestial;
Que siempre te rindamos adoración leal.

©2014 About.com. Todos los derechos reservados.